martes, 6 de julio de 2010

Frases inadvertidamente graciosas

En un comentario anónimo aquí, hablando de Cataluña:

"Muchos españoles aún se creen la mentira política y de medios derechistas y centralistas de que se multa a los locales que escriben sus carteles en castellano. Vamos a ver, la multa debería ponerse a los que no escriben en catalán"

---
En (parcial) descargo del comentarista hay que decir que acto seguido explica que lo mejor sería que el dueño del comercio rotulase en catalán, español, inglés y francés. Claro que luego añade:

"ya me harto de ver cartas y etiquetas SÓLO en español."

Aprovecho para plantear aquí un caso que conozco. La alumna Fulanita se muda de Cataluña a otra comunidad autónoma. Fulanita, en la Universidad de X, ha aprobado una asignatura similar a la Estadística que tiene que cursar en su nueva universidad, y pide la convalidación. Para ello va a la Universidad de X y solicita el programa de la asignatura (necesario para que se valore si efectivamente los contenidos de las dos asignaturas son los mismos o muy similares). A Fulanita, aunque explica que lo quiere para pedir una convalidación en otra comunidad autónoma, le dan el programa de la asignatura en catalán. Fulanita pide la convalidación. La Comisión de Convalidaciones pide informe al Departamento que imparte la asignatura. El Departamento dice que, institucionalmente, la Universidad de Y pida a la Universidad de X una copia en español del programa. La Universidad de X se niega a proporcionarla. El Departamento informa desfavorablemente la convalidación por no poder comparar los programas de las dos asignaturas. La solicitud de convalidación es denegada.

Probablemente alguien piensa que ya está harto de ver programas de asignaturas en español, y está actuando al respecto.

Ahora voy a contar otro caso que conozco. La página web de la Universidad de X' (y de X'' y X''', vamos) tiene versión en español y versión en catalán. Sin embargo, hay una pequeña diferencia entre las dos: sólo hay información sobre plazas a concurso en la versión en catalán. Huelga decir que las convocatorias de las plazas y demás documentación también están sólo en catalán. (Esto me ocurrió a mí hace ocho años pero no creo que la situación se haya corregido lo más mínimo.)

Probablemente alguien ya está harto de ver convocatorias de plazas en español, y está actuando al respecto.

Nada más fácil que prohibir o quemar las cartas en español, desde aquí animamos cordialmente a esta persona a que se ponga manos a la obra. Al fin y al cabo, ya hemos entendido todos que no es por estar en español (una mentira derechista y centralista) sino por no estar en catalán...

4 comentarios:

Sr.R dijo...

Como bien dijo zETAp, "Espanna no se rompe". De hecho lleva rota desde hace al menos un lustro. Asi nos va. Mientras tanto: !Camarero!, !venga otra de gambas!

Arkaico dijo...

AY QUE ME LOL! Pero esta gente que se piensa? Así creen que pueden prosperar minimamente fuera de sus propias "fronteras"? Los peces gordos bailando al son de Europa y haciento todo tipo de cosas absurdas para poder ser todos uno y mientras aquí en casita tenemos a los listos de turno fomentando el aislamiento y la escisión para poder dejar de ser uno con nosotros?

Pero bueno, como los políticos siguen cobrando y metiendo todo tipo de cambios que a ellos les van a afectar poco o nada (o bien les van a llenar más los bolsillos, claro) pues que se joda el prójimo.

No se por qué aún me sorprendo de estas cosas con lo que se ve cada día... SI por algo no veo las noticias : /

Pedro Terán dijo...

"SI por algo no veo las noticias"

Haces bien, así estarás mejor informado :)

A mí me parece que cualquier postura política razonable es defendible, lo que me parece una hijoputez es condicionar a la gente desde niños para que sufran por el mero hecho de recibir cartas en español o ver comercios que no están rotulados en catalán.

Parece mentira que una población que en muchos aspectos tiene una cultura de una enorme riqueza albergue en su interior esos demonios.

En lo que sí tiene razón ese anónimo es en que la cuestión está completamente ultramanipulada (desde todos los bandos).

Bliss dijo...

Lo malo del tema es que la necesaria denuncia ante el tribunal constitucional será inútil aunque falle a favor de la denunciante, ya que en el actual estado de las cosas en España, las comunindades ya están empezando a saltarse a la torera la LEY general, como estamos viendo en el caso de la Ley del aborto.

Yo no padecí el síndrome de fin de siglo cuando entramos en el XXI, coincidiendo además con el cambio de milenio, consistente en miedos apocalípticos y pesimismo que pueda llevar al suicidio, pero ahora cada vez veo más cerca el fin del mundo "normal", tal como ahora lo conocemos. Por favor, una cueva calentita cerca de una manada de vacas, no pido más... :(